riesgos laborales

Prevención De Riesgos Eléctricos En El Trabajo

riesgos eléctricos

Riesgos Eéctricos Comunes y Medidas De Prevención Para Evitarlos!

No es una novedad que en todo lugar de trabajo haya artefactos, máquinas y herramientas eléctricas, razón por la cual los riesgos eléctricos están presentes en todos los lugares de trabajo.

Ciertamente, hay algunas actividades donde hay una mayor probabilidad de riesgos eléctricos, como en las industrias, las empresas de montajes eléctricos, talleres de reparación de artefactos y maquinarias, etc.

Los principales riesgos asociados con la electricidad son descargas eléctricas e incendios.

La descarga eléctrica ocurre cuando el cuerpo se convierte en parte del circuito eléctrico, ya sea cuando un individuo entra en contacto con ambos cables de un circuito eléctrico, un cable de un circuito energizado y la tierra, o una parte metálica que se ha energizado por contacto con un conductor eléctrico.

La gravedad y los efectos de una descarga eléctrica dependen de varios factores, como la vía a través del cuerpo, la cantidad de corriente, el tiempo de exposición y si la piel está húmeda o seca.

El agua es un gran conductor de electricidad, permitiendo que la corriente fluya más fácilmente en condiciones húmedas y a través de la piel mojada.

El efecto del shock puede variar desde un leve hormigueo hasta quemaduras graves y paro cardíaco.

Relación entre grado de lesión y cantidad de corriente

La siguiente tabla muestra la relación general entre el grado de lesión y la cantidad de corriente para una trayectoria de 60 ciclos de la mano a los pies de un segundo de duración de la descarga.

Mientras lee este cuadro, tenga en cuenta que la mayoría de los circuitos eléctricos pueden proporcionar, en condiciones normales, hasta 20,000 miliamperios de flujo de corriente.

 Reacciones corporales bajo el efecto de la corriente eléctrica

Actual

Reacción

1 miliamperio

Nivel de percepción

5 miliamperios

Se sintió una leve conmoción; no doloroso pero inquietante

6-30 miliamperios

Choque doloroso rango de “soltar”

50-150 miliamperios

Dolor extremo, paro respiratorio, contracción muscular severa.

1000-4,300 miliamperios

La fibrilación ventricular

Más de 10,000 miliamperios

Paro cardíaco, quemaduras graves y muerte probable.

Además de los riesgos de descargas eléctricas, las chispas del equipo eléctrico pueden servir como fuente de ignición para vapores inflamables o explosivos o materiales combustibles.

La pérdida de energía eléctrica puede crear situaciones peligrosas. Los vapores inflamables o tóxicos pueden liberarse cuando un químico se calienta cuando falla un refrigerador o congelador.

Las campanas de extracción pueden dejar de funcionar, permitiendo que los vapores se liberen en el ambiente, provocando una atmósfera extremadamente inflamable y peligrosa.

Descarga eléctrica

Las descargas eléctricas es otro peligro común a muchos lugares de trabajo. Cualquier equipo o maquinaria alimentada eléctricamente que esté sujeto a derrames de productos químicos o agua, o que presente signos de desgaste excesivo debe usarse con cuidado.

Las descargas eléctricas ocurren cuando el circuito eléctrico es completado por la parte del cuerpo humano. Una forma en que esto puede ocurrir es contactando una parte metálica de un equipo que se ha energizado por contacto con un conductor eléctrico.

La gravedad de la descarga eléctrica depende de lo siguiente:

  • La cantidad de la corriente (dada como una lista arriba)
  • El camino a través del cuerpo.
  • La duración de la exposición.
  • Si la piel está húmeda o seca

Una víctima de una descarga eléctrica podría quedar inconsciente. Si la víctima aún está en contacto con la fuente de energía en vivo, apague la fuente en vivo o presione el botón de corte de energía de emergencia antes de administrar la ayuda.

No toque a nadie que todavía esté en contacto con una fuente de alimentación con corriente, ya que también podría electrocutarse.

Después de desconectar la alimentación, administre primeros auxilios o llame a un servicio de emergencias.

Calentamiento resistivo

Incluso si un individuo sobrevive a un episodio de shock, puede haber daño inmediato y a largo plazo en los tejidos, nervios y músculos debido al calor generado por la corriente que fluye por el cuerpo.

El calor generado es básicamente un calentamiento resistivo como el que se generaría en bobinas de calentamiento en un pequeño calentador.

El alcance de los efectos de las quemaduras eléctricas externas generalmente es evidente de inmediato, pero el efecto total de las quemaduras internas puede manifestarse más tarde por pérdidas de funciones corporales importantes debido a la destrucción de órganos internos críticos, incluidas partes del sistema nervioso, que es especialmente vulnerable.

Fuentes de ignición por chispa

Los motores de inducción deben usarse en la mayoría de las aplicaciones de laboratorio en lugar de los motores eléctricos de bobinado en serie, que generan chispas a partir de los contactos de las escobillas de carbón.

Es vital utilizar motores que no generen chispas en equipos que generen cantidades considerables de vapor, como mezcladores, evaporadores o agitadores.

Los equipos ordinarios equivalentes u otros artículos como aspiradoras, taladros, sierras rotativas u otros equipos eléctricos no son adecuados para su uso en laboratorios donde se usan solventes.

Los sopladores utilizados en los sistemas de extracción de humos deben tener al menos aspas de ventilador sin chispas, pero en situaciones críticas con vapores fácilmente inflamables que se están agotando, puede valer la pena el costo adicional de una unidad de soplador completamente a prueba de explosiones.

Cualquier dispositivo en el que un circuito eléctricamente activo se activa y se rompe, como en un termostato, un interruptor de encendido u otro mecanismo de control, es una fuente potencial de ignición para gases o vapores inflamables.

Se debe tener especial cuidado para eliminar tales fuentes de ignición en equipos en los que los vapores pueden quedar confinados, como ya se discutió para refrigeradores y congeladores.

También es posible en otros equipos, como licuadoras, mezcladoras y hornos, y no se debe permitir el uso de tales dispositivos con o cerca de materiales que emitan vapores potencialmente inflamables.

Prevención de Riesgos Eléctricos

Medidas para prevenir riesgos eléctricos

Hay varias formas de proteger a las personas de los peligros causados ​​por la electricidad, incluidos el aislamiento, la protección, la conexión a tierra y los dispositivos de protección eléctrica.

Se pueden reducir los riesgos eléctricos significativamente siguiendo algunas precauciones básicas:

  • Inspeccione el cableado del equipo antes de cada uso. Reemplace los cables eléctricos dañados o deshilachados de inmediato.
  • Use prácticas de trabajo seguras cada vez que use equipos eléctricos.
  • Conozca la ubicación y cómo operar los interruptores de apagado y / o los paneles de interruptores de circuito. Use estos dispositivos para apagar el equipo en caso de incendio o electrocución.
  • Limite el uso de cables de extensión. Úselo solo para operaciones temporales y luego solo por cortos períodos de tiempo. En todos los demás casos, solicite la instalación de una nueva toma de corriente.
  • Los adaptadores de enchufe múltiple deben tener disyuntores o fusibles.
  • Coloque conductores eléctricos expuestos (como los que a veces se usan con dispositivos de electroforesis) detrás de los protectores.
  • Minimice el potencial de derrames de agua o químicos en o cerca de equipos eléctricos.

Aislamiento

  • Todos los cables eléctricos deben tener suficiente aislamiento para evitar el contacto directo con los cables. En un laboratorio, es particularmente importante verificar todos los cables antes de cada uso, ya que los productos químicos o solventes corrosivos pueden erosionar el aislamiento.
  • Los cables dañados deben repararse o ponerse fuera de servicio de inmediato, especialmente en ambientes húmedos como cuartos fríos y cerca de baños de agua.

Cualquiera de las siguientes circunstancias requiere que el usuario retire inmediatamente el equipo del servicio:

  • Experimentando choques, incluso choques leves, al contacto
  • Generación de calor anormal
  • Arcos, chispas o humo en el equipo

En este caso es conveniente etiquetar el equipo como “No usar” y deben organizar la reparación del equipo a través del fabricante del equipo o de su departamento de soporte, según corresponda.

Llaves de seguridad

Las partes activas del equipo eléctrico que funcionan a 50 voltios o más (es decir, dispositivos de electroforesis) deben protegerse contra el contacto accidental.

Los protectores de plexiglás pueden usarse para proteger contra partes vivas expuestas. La siguiente figura muestra el fusible de seguridad utilizado como protección.

llave de seguridad térmica

Toma de tierra

Solo se deben usar en el laboratorio equipos con enchufes de dos puntas. Las dos puntas proporcionan una ruta a tierra para cortocircuitos eléctricos internos, protegiendo así al usuario de una posible descarga eléctrica.

Dispositivos de protección de circuitos

Los dispositivos de protección de circuitos están diseñados para limitar o interrumpir automáticamente el flujo de electricidad en caso de falla a tierra, sobrecarga o cortocircuito en el sistema de cableado.

Los fusibles y los disyuntores evitan el sobrecalentamiento de cables y componentes que de lo contrario podrían crear riesgos de incendio.

Desconectan el circuito cuando se sobrecarga. Esta protección contra sobrecarga es muy útil para equipos que se dejan encendidos durante largos períodos de tiempo, como agitadores, bombas de vacío, hornos de secado, Variacs y otros equipos eléctricos.

El interruptor de circuito de falla a tierra, o GFCI, está diseñado para cortar la energía eléctrica si se detecta una falla a tierra, protegiendo al usuario de una posible descarga eléctrica.

El GFCI es particularmente útil cerca de sumideros y lugares húmedos. Dado que los GFCI pueden hacer que el equipo se apague inesperadamente, es posible que no sean apropiados para ciertos aparatos.

Los adaptadores portátiles de GFCI (disponibles en la mayoría de los catálogos de suministros de seguridad) se pueden usar con una salida que no sea de GFCI.

Motores

En los laboratorios donde se usan materiales inflamables volátiles, el equipo eléctrico accionado por motor debe estar equipado con motores de inducción o motores de aire que no produzcan chispas.

Estos motores deben cumplir con las especificaciones de resistencia a explosiones del Código de Seguridad Eléctrico Estándar.

Muchos agitadores, variantes, bandas de salida, hornos, cintas de calor, placas calientes y pistolas de calor no cumplen con estos requisitos del código.

Evite los motores de bobinado en serie, como los que se encuentran generalmente en algunas bombas de vacío, evaporadores rotativos y agitadores.

Los motores de bobinado en serie también se encuentran generalmente en electrodomésticos como licuadoras, mezcladoras, aspiradoras y taladros eléctricos. Estos aparatos no deben usarse a menos que los vapores inflamables estén adecuadamente controlados.

Si bien algunos equipos más nuevos tienen motores de inducción sin chispas, los interruptores de encendido y apagado y los controles de velocidad pueden producir una chispa cuando se ajustan porque tienen contactos expuestos.

Una solución es quitar los interruptores ubicados en el dispositivo e insertar un interruptor en el cable cerca del extremo del enchufe.

Prácticas seguras para prevenir riesgos eléctricos en el trabajo

Las siguientes prácticas pueden reducir los riesgos eléctricos o incendios al trabajar con equipos eléctricos:

  • Manténgase alejado de los circuitos energizados o cargados.
  • Las fuentes de electricidad y los circuitos expuestos deben estar protegidos.
  • Desconecte el dispositivo de la fuente en el período de servicio o mantenimiento del dispositivo.
  • Desconecte la fuente de alimentación antes de reparar o reparar equipos eléctricos.
  • Al manipular el equipo que está enchufado, si es necesario, las manos o las piezas de contacto deben estar secas y usar guantes no conductores y suelas con aislamiento.
  • Si es seguro trabajar con una sola mano, mantenga la otra mano lejos de todo material conductor. Este paso reduce los accidentes que provocan que la corriente pase por la cavidad torácica.
  • La utilización de equipos eléctricos en cámaras frigoríficas debe minimizarse debido a problemas de condensación. Si es imperativo usar tales áreas, el equipo debe fijarse en una pared o panel vertical.
  • Si el dispositivo interactúa con agua u otras sustancias químicas líquidas, el equipo debe apagarse en el interruptor principal o interruptor de circuito y desenchufarse.
  • Si una persona entra en contacto con una corriente eléctrica, no toque el equipo, la fuente, el cable o la persona. Desconecte la fuente de alimentación del disyuntor o desconecte el enchufe con una correa de cuero.

Conclusión

En todo ámbito laboral existen riesgos eléctricos que pueden causar graves consecuencias a los trabajadores si no se toman las medidas de precaución y prevención adecuadas.

La seguridad eléctrica no es un tema menor ya que la vida de las personas depende de que sea adecuada y nunca debe subestimarse o tomar a la ligera.

Por esto, la prevención de riesgos eléctricos en el trabajo, debe ser parte del plan de prevención y seguridad de la empresa u organización.

También es un factor primordial, al igual que con otros riesgos laborales, que el personal esté capacitado sobre los peligros, que cuidados debe tener y cómo actuar en caso de ocurrir un incidente.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *