Lesiones Por Esfuerzo Repetitivo En El Trabajo

lesiones por esfuerzo repetitivo en el trabajoHay más de 20 afecciones diferentes que se pueden describir como trastornos de las extremidades superiores o lesiones por esfuerzo repetitivo en el trabajo.

Las lesiones por esfuerzo repetitivo en el trabajo pueden afectar el cuello, los hombros y los brazos, incluidas las manos, las muñecas, los dedos y los codos.

Una amplia gama de empresas realizan trabajos que pueden implicar un riesgo de lesiones por movimientos repetitivos.

Actividades de alto riesgo

En todo tipo de campo laboral, hay ciertas actividades que involucran un mayor riesgo de lesión que otras. Las actividades con mayor riesgo de lesión por esfuerzo repetitivo incluyen:

  • Utilizar herramientas o maquinaria de mano, desde destornilladores hasta herramientas industriales pesadas.
  • Movimientos repetitivos de la mano o el brazo, como los involucrados en el trabajo en las líneas de ensamblaje, procesamiento de alimentos o empaque.
  • Usar computadoras sin tomar las precauciones ergonómicas adecuadas.
  • Esta guía destaca las principales causas de lesiones por esfuerzo repetitivo en el trabajo. Explica cómo reducir el riesgo y capacitar al personal para evitarlas.

Causas de lesiones por esfuerzo repetitivo en el trabajo

Una amplia gama de actividades y procesos pueden causar trastornos de las extremidades superiores y lesiones por esfuerzo repetitivo.

En su evaluación de riesgos de salud y seguridad, debe considerar todas las tareas que se llevan a cabo en su actividad, prestando especial atención a aquellas que involucran:

  • El uso de manos y brazos
  • Acciones repetitivas
  • El uso de mucha fuerza
  • Acciones realizadas durante mucho tiempo
  • Postura pobre y estática o posiciones de trabajo incómodas
  • Vibración
  • Trabajos en condiciones frías

También debe considerar los efectos de las prácticas de trabajo estresantes, como las altas cargas de trabajo, los plazos ajustados y la falta de control sobre el trabajo o los métodos de trabajo.

Consulte con sus empleados: son una valiosa fuente de información sobre este tipo de riesgos. Los síntomas comunes de un trastorno de las extremidades superior incluyen:

  • Sensibilidad
  • Esfuerzos
  • Estremecimiento
  • Entumecimiento
  • Calambre
  • Hinchazón

Es importante desarrollar algún tipo de formulario u hoja de trabajo para ayudarlo a comenzar a evaluar los riesgos de trastornos de los miembros superiores.

Trabajadores con mayor riesgo de sufrir lesiones por esfuerzo repetitivo

Muchas empresas tienen que llevar a cabo tareas que pueden implicar movimientos o esfuerzos repetitivos. Los siguientes son ejemplos de trabajadores expuestos a riesgos laborales superior al promedio:

  • Trabajadores de la línea de ensamblaje
  • Personal de limpieza y domestico
  • Trabajadores de la construcción
  • Maquinistas de ropa
  • Peluquería
  • Procesadores de carne y pollo
  • Secretarias
  • Trabajadores de alfarería
  • Usuarios de herramientas eléctricas de mano

Esta no es una lista completa. El factor clave es la naturaleza de las tareas que lleva a cabo su empresa, en lugar del sector empresarial en el que trabaja.

Asegúrese de analizarlas todas y evaluar aquellas que pueden involucrar riesgos por esfuerzo repetitivo.

Reducir el riesgo de lesiones por esfuerzo repetitivo en el trabajo

La única forma de eliminar el riesgo de lesiones por esfuerzo repetitivo completamente es evitar el uso de procesos o equipos que puedan suponer un riesgo.

En un nivel práctico, es posible que no pueda mecanizar tareas de alto riesgo o proteger a los empleados de la exposición al riesgo por completo. Las tareas riesgosas pueden ser una parte crucial de sus actividades principales.

Puede utilizar su evaluación de riesgos de salud y seguridad para identificar tareas de alto riesgo y reducir su impacto en los empleados.

Hacer cambios para reducir el riesgo de lesiones por movimientos repetitivos

Hay algunos cambios simples y de bajo costo que pueden traer grandes beneficios. Muchos de estos se relacionan con la forma en que organiza su lugar de trabajo, no con las tareas específicas que lleva a cabo.

Algunos de estos cambios pueden ser:

  • Reducir los períodos de trabajo intensivo o de alto riesgo o incorporar pequeñas pausas cada determinada cantidad de tiempo de trabajo: esto reduce las posibilidades de lesiones.
  • Organizar estaciones de trabajo y equipos para adaptarse a los trabajadores que los usan, por ejemplo, personas zurdas o muy altas pueden necesitar diferentes configuraciones.
  • Reducir el tamaño o el peso de las elementos que se manipulan y / o las distancias que se mueven.
  • Rotar las tareas de alto riesgo entre varios empleados
  • Asegúrese de que su lugar de trabajo esté bien iluminado: las lesiones pueden ser el resultado de personas que adoptan posiciones inusuales para aprovechar al máximo la luz tenue o para evitar el resplandor.
  • En áreas como la iluminación, es importante que cumpla con los estándares básicos del lugar de trabajo.
  • Equipos para reducir el riesgo de lesiones por esfuerzo repetitivo
  • Es posible que pueda encontrar equipos alternativos para que los utilicen sus empleados. Por ejemplo:
  • Herramientas eléctricas más avanzadas que causen niveles más bajos de vibración.
  • Una silla bien ajustada y una pantalla, teclado y mouse bien posicionados reducirán el riesgo para los usuarios de computadoras.
  • El uso de estaciones de trabajo y equipos bien diseñados, como cintas transportadoras, puede facilitar el manejo de objetos durante la fabricación, empaque o carga, minimizando el esfuerzo manual de los empleados.
  • El equipo debe usarse con descansos apropiados, información y capacitación para reducir el riesgo.

Formación

Ya sea que conserve todos sus equipos y procesos existentes o introduzca algunos nuevos, la capacitación es crucial para minimizar los riesgos.

Capacitar al personal para evitar lesiones por esfuerzo repetitivo

La capacitación es uno de los pasos más importantes que puede tomar para evitar que las personas en su empresa desarrollen lesiones por esfuerzo repetitivo.

Si los trabajadores no siguen las pautas correctas al realizar tareas, puede aumentar su riesgo de lesiones, por eso es muy importante que tengan la capacitación suficiente y también que acepten y cumplan las pautas propuestas.

Por ejemplo, sentarse en una estación de trabajo de computadora no necesariamente hará que un empleado desarrolle una lesión, pero el riesgo será mucho mayor si sus empleados:

  • No saben cómo ajustar sus asientos correctamente
  • No toman descansos regulares
  • No saben cómo colocar correctamente la pantalla, el teclado y el mouse de la computadora

Áreas clave que la capacitación de los empleados debe cubrir

Asegúrese de que la capacitación del personal incluya lo siguiente:

  • Riesgos potenciales que implica su trabajo, p. ej., hacer movimientos fuertes repetidos o usar herramientas eléctricas de mano durante largos períodos
  • Cómo reducir los riesgos, por ejemplo, siguiendo las pautas de uso correcto proporcionadas por los fabricantes de equipos.
  • Qué se espera de ellos, por ejemplo, si los trabajadores de herramientas eléctricas necesitan descansos cortos regulares, asegúrese de tomarlos.
  • Síntomas de lesiones por esfuerzo repetitivo: cuanto antes se detecta algún síntoma de lesión, más rápida será la recuperación y menor la importancia de la lesión.

Lista de verificación: evitar lesiones por esfuerzo repetitivo

Tiene el deber legal de proteger la salud y la seguridad de usted y sus empleados. Esto incluye tomar medidas para prevenir lesiones por esfuerzo repetitivo.

También debe tomar medidas para evitar que empeoren si ya han ocurrido. Para ello asegúrese de:

  • Llevar a cabo evaluaciones de riesgos: observe todas las tareas que realiza su empresa y vea si alguna puede causar lesiones de este tipo.
  • Informe a sus empleados: asegúrese de que conozcan los riesgos y cómo minimizarlos, por ejemplo, tomando descansos regulares, teniendo la postura correcta y compartiendo tareas de alto riesgo.
  • Comprometa a los empleados a informar de inmediato si notan algún síntoma que pueda dar origen a una lesión, por ejemplo, dolor, entumecimiento u hormigueo.
  • Erradicar los riesgos si es posible, por ejemplo, utilizando máquinas para actividades de alto riesgo.
  • Reducir los riesgos siempre que sea posible, por ejemplo, cambiando los procesos o utilizando equipos menos dañinos.
  • Brindar capacitaciones periódicas a su personal para minimizar el riesgo lesiones.
  • Consulte con su personal: sus comentarios son una fuente importante de información ya que ellos son quienes sufren las lesiones y saben de primera mano, en qué tipo de procesos.
  • Establecer sistemas para tomar las medidas adecuadas cuando se produzca una lesión por esfuerzo repetitivo.
  • Monitoreo continuo de las condiciones de trabajo: revise su evaluación de riesgos regularmente y haga los cambios que sean necesario, sus empleados se lo agradecerán y ahorrará mucho dinero y problemas de personal.

Algunas lesiones comunes que resultan de movimientos repetitivos:

  • Tunel carpiano
  • Tendinitis
  • Bursitis
  • Lesiones del manguito rotador

Conclusión:

En toda actividad laboral se producen movimientos o esfuerzos repetitivos que pueden provocar lesiones a los trabajadores.

Siempre que sea posible, se debe tratar de eliminar esas fuentes de riesgos o al menos minimizarlas a límites tolerables.

También deben realizarse estudios de riesgos periódicamente para verificar si las medidas tomadas son suficientes y efectivas.

Si no lo son, debe realizarse las modificaciones necesarias a los procesos, para garantizar la salud a los empleados. Es muy importante incorporar pausas en estos trabajos repetitivos y también la rotación de esa tarea en particular, con otros empleados.